Para mantener nuestro césped artificial en buenas condiciones en todo momento.

Es necesario instalarlo correctamente y para ello hay que preparar primero el terreno correctamente.

Lo primero que debemos hacer es quitar cualquier cosa que ya este en el terreno.

Normalmente en el lugar que se quiere poner césped artificial suele haber otro tipo de hierba, como por ejemplo césped natural.

Bien pues este habría que quitarlo y una vez quitado usar herbicidas para evitar que vuelva a crecer.

 Lo siguiente que debemos hacer es allanar el terreno, cualquier piedra, agujero o montículo debería ser eliminado.

Estos podrían provocar desniveles a la hora de poner el césped artificial y facilitaría su deterioro.

Además de no poder disfrutar del césped artificial como deberíamos.

Para esto se suelen usar apisonadoras o un rodillo especial para superficies pequeñas.

A estas alturas ya se deberá valorar la capacidad que tiene el suelo para drenar agua.

Hay que tener en cuenta si es una zona que llueve mucho, sin llueve poco o llueve poco pero con mucha intensidad.

Se suelen colocar capas de grava o arena para facilitar la absorción del agua y su eliminación.

Esto dificultara la formación de charcos sobre nuestro césped artificial.

Después de poner esta capa se coloca una malla antihierbas para evitar que crezcan malas hierbas.

Si en algún momento esto ocurre se recomendaría el arrancarla de raíz y echar un poco de herbicida.

Y no olvidar nunca a la hora de colocar el césped que siempre valla en la misma dirección para darle ese aspecto realista.

Si colocamos cada trozo de césped en una dirección se notara mucho y se verán como parches.

Creado y diseñado por Ctrlinnova

 

Pin It on Pinterest

Share This